habitacion-bebe-paredes-bicolor-gris

Vía Petit-sweet

Láminas infantiles, papel pintado, guirnaldas, vinilos o cuadros. Hoy en día hay muchísimas ideas para decorar las paredes ¿no es cierto? A veces tenemos la sensación de que ya lo hemos visto todo, y entonces es cuando nos fijamos en algún detalle que nos vuelve a sorprender, como las geniales paredes bicolor para las habitaciones del bebé. Una forma divertida y más creativa de pintar las paredes de su cuarto, aportando un gran juego de colores a la decoración.

Paredes bicolor en tonos oscuros

habitacion-bebe-paredes-bicolor-claroscuro

Vía Thebooandtheboy

Te gustan los tonos oscuros pero sabes que quitarán mucha luminosidad y que pueden llegar a cansar. Pues puedes probar pintando solamente una parte de las paredes. En este cuarto vemos unos contrastes estupendos, con muebles y estanterías en tonos claros como blanco y beige, que destacan sobre ese azul oscuro de la pared.

Habitación del bebé con tonos amarillos

habitacion-bebe-paredes-bicolor-amarillo

Vía Charlottelovey

Casi todas las ideas para realizar paredes bicolor nos presentan la mezcla de colores en horizontal, pero siempre hay quien desea hacer las cosas de otro modo, así que también puedes hacerlo en vertical. En este cuarto de bebé en amarillo juegan con la mezcla del blanco, añadiendo pequeños toques secundarios de tonos pastel que añaden mucha dulzura al cuarto del bebé.

Paredes bicolor en tonos pastel

habitacion-bebe-paredes-bicolor-verde-menta

Vía Petitandsmall

No pueden faltar ideas con los tonos pastel del momento. Colores suaves ideales para el cuarto del bebé, que además son más discretos en caso de que nos parezca una idea atrevida para su cuarto. De esta forma, creamos un interesante contraste con los muebles sin quitarle luminosidad al cuarto.

Paredes con un alegre tono turquesa

 habitacion-bebe-paredes-bicolor-turquesa
Vía Petitpan

 Aquí tenemos un gran ejemplo de por qué es una estupenda idea utilizar la pintura solo en la mitad de las paredes. El alegre turquesa hace destacar esa cunita de mimbre y tonos como el rosa fucsia, y al venir en pequeñas dosis no nos va a cansar tan rápidamente.